Editorial

Una pugna va en ascenso

Todo parece indicar que temprano «se cocerán las habas» en el PRM, puesto que los proyectos siempre están en movimientos dentro de un partido, sobre todo si es el oficialista.

En este primer round, la «manzana de la discordia» es la Junta Central Electoral (JCE), órgano descentralizado que por mandato de la ley debe ser renovado luego de elecciones generales.

Un silente pero imponente Hipólito Mejía ha sabido articular mucho poder a su alrededor, incluyendo posibles candidatos presidenciales, pero por otro lado, el que administra el Estado, principal fuente de poder del país, Luís Abinader, con un reluciente equipo dueño del momentum en el escenario político.

Muchas conjetura se realizan en torno a lo que podría ser la nueva JCE, y está más que demostrado que los sectores tienen su estrategia para dirigirla o por lo menos para influir en el proceso.

Ayer vimos a un Eddy Olivares – mano derecha de Mejía- declararse «independiente», esto a reacción de la reiterativa posición «oficial» del PRM que reza que «los nuevos miembros de la JCE deben no tener vinculación partidaria», a voz de su presidente José Paliza, (del equipo de Abinader), quien parece tener por lo menos la palabra empeñada por «un independiente»

- Publicidad -

Lo que podemos otear es una naciente e interesante pugna dentro del partido oficalista, por el control de la JCE, que ya ha llevado la estrategia hasta los medios de comunicación, con la entrega de episodios cada vez más interesantes.

Veamos cual sigue…

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar
A %d blogueros les gusta esto: